ENVIAR IMPRIMIR TEXTO
INICIO YUCATÁN     Viernes, 10 • Marzo • 2017

Bomberos del aeropuerto hacen orgías masculinas en su centro laboral


Las bacanales con mucha bebida y juegos sexuales son promovidas por el líder sindical Gaspar Cáceres Manzanilla y su hijo Gaspar Cáceres Teller, quien pretende heredar el puesto de su papá.

Pese a las numerosas irregularidades que han rodeado los periodos de Gaspar Cáceres Manzanilla al frente del Sindicato de Empleados del Aeropuerto, el veterano dirigente se prepara para heredar el cargo a su hijo Gaspar Cáceres Téller, quien según trabajadores inconformes, "está cortado con la misma tijera".

A lo largo de sus 25 años al frente del gremio, Cáceres Manzanilla se ha caracterizado por ejercer amenazas, agresividad y otra clase de maltratos contra los empleados, a tal grado que ha propiciado la renuncia de aquellos que no se alinean con él.

Para sus allegados, por el contrario, todo es fiesta y borracheras, como las que organizan en las instalaciones del Cuerpo de Rescate y Extinción de Incendios (CREI) del Aeropuerto de Mérida.

De acuerdo con denuncias de personas que prefieren el anonimato, por temor a mayores represalias, luego de varios litros de bebidas embriagantes, esas borracheras entre bomberos del aeropuerto derivan en auténticas bacanales, caracterizadas por juegos sexuales en los que participan incluso el dirigente sindical y su hijo

Según los empleados, dichos juegos sexuales son promovidos por Cáceres Manzanilla, quien incita a que sus subalternos practiquen el "joteo" al calor de las copas, como una especie de "secreto del CREI".

Otros lo llaman "50 sombras del CREI" porque algunos de los juegos sexuales rayan en el sadomasoquismo.

Lo grave del asunto es que estos hechos ocurren en horario laboral y en las instalaciones del CREI, que se supone debe ser un cuerpo disciplinado y entrenado para responder a los casos de emergencia que se presenten en el aeropuerto.

A mediados del año pasado hubo un incidente que puso en evidencia esta anomalía, pues el administrador del aeropuerto pidió a los empleados del CREI formar un arco de bienvenida para un avión, pero Manzanilla Cáceres dio la contraorden, al parecer, porque sus muchachos no estaban en condiciones de poder cumplir la orden.

En aquella ocasión se levantaron actas administrativas contra los empleados por incumplir la orden.

Al parecer, esto de las borracheras y los juegos sexuales es una práctica común, no solo en Yucatán sino también en otros aeropuertos, pues circula un video de empleados aeroportuarios de Tamaulipas que realizan una especie de ritual sexual de iniciación para los recién integrados al sindicato.
Te recomendamos leer

Comentarios de los lectores

YucatanAhora.com 2009 © Todos los derechos reservados